Distonía vegetovascular en niños tratamiento y síntomas de VVD en niños y adolescentes

El síndrome se desarrolla gradualmente bajo la influencia de una serie de factores negativos. La razón principal por la que los pediatras consideran una carga excesiva en los sistemas nervioso central y vascular.

Primero debe comprender que el cuerpo humano necesita una regulación estricta del sistema autónomo. Los órganos internos y los vasos sanguíneos están controlados por el sistema nervioso autónomo. Las más leves violaciones en la interacción conducen a consecuencias desastrosas: VVD en niños y adolescentes con un “montón” de patologías concomitantes.

Estas son las principales causas de violaciones:

  • desarrollo rápido de la civilización antropogénica;
  • la introducción de productos químicos domésticos y alimentos genéticamente modificados;
  • predisposición hereditaria;
  • patología del embarazo;
  • características de la constitución;
  • lesión cerebral
  • aumento en la intensidad de los flujos de información;
  • factores socioeconómicos (conflictos familiares, aumento del ritmo de vida de los padres, viajes frecuentes, cargas escolares);
  • infecciones crónicas (amigdalitis, caries, sinusitis);
  • enfermedad mental;
  • daño nervioso tóxico;
  • enfermedades que conducen a trastornos metabólicos en el cuerpo (patología del corazón y los riñones, diabetes mellitus).

La causa principal de la distonía es un factor de estrés. La carga de la escuela secundaria y un mayor volumen de planes de estudio son los principales enemigos del niño moderno. Es difícil evitar esto, por lo que debe pensar en la relajación y un cambio de actividad. A continuación nos fijamos en los síntomas de la enfermedad.

Existen amenazas estrechamente asociadas con el desarrollo de la TIR. Estamos hablando de patologías relacionadas. La distonía vegetativo-vascular en los niños puede ir acompañada de síntomas bastante extraños, entre los cuales hay enfermedades virales, presión arterial alta y condiciones estresantes.

Estos signos pueden indicar el desarrollo de las siguientes dolencias:

  • enfermedades cardíacas infecciosas e inflamatorias;
  • arritmia;
  • Síndrome de Itsenko-Cushing;
  • enfermedad cardíaca (cambio en el músculo cardíaco);
  • asma bronquial;
  • La enfermedad de Graves;
  • desordenes mentales.

El curso de la patología puede ir acompañado de una gran cantidad de síndromes (hay unos treinta en total). Con la senestopatía, el dolor "vaga" a diferentes puntos del cuerpo, cambiando su intensidad y ubicación. Desde el lado digestivo se pueden observar dolor abdominal, diarrea, estreñimiento, náuseas y un apetito banal.

En caso de alteración de la termorregulación, encontrará bajas temperaturas regulares (diarias).

vsd ot stressa: distonía vegetovascular en niños, tratamiento y síntomas de la DVV en niños y adolescentes

Aquí hay un par de ejemplos más:

  • síndrome vascular (hipertensión arterial e hipotensión);
  • síndrome cardíaco (dolor cardíaco, mal funcionamiento en el funcionamiento normal del corazón);
  • síndrome respiratorio (dificultad para respirar, dificultad para respirar);
  • Síndrome neurótico (estado de ánimo cambiante, mareos, fatiga, trastornos del sueño y dolores de cabeza frecuentes).

Resumen!

La distonía vegetativo-vascular en niños es un síndrome secundario que afecta a varios sistemas somato-viscerales y se desarrolla en el contexto de desviaciones de la regulación autónoma del estado funcional del cuerpo. Según diversas fuentes, se diagnostican ciertos signos de distonía vegetativo-vascular en el 25-80% de los niños. Con mayor frecuencia, el síndrome se encuentra en niños de 6 a 8 años y en adolescentes, principalmente mujeres.

En pediatría, la distonía vegetativo-vascular no se considera una forma nosológica independiente, por lo tanto, varias disciplinas limitadas están involucradas en el estudio de sus manifestaciones: neurología pediátrica, pediatría. cardiolgía, endocrinología pediátrica, gastroenterología pediátrica, etc. Los trastornos vegetativos en los niños pueden dar lugar al desarrollo de condiciones patológicas graves - hipertensión arterial, asma, úlcera gástrica, etc. Por otro lado, las enfermedades somáticas e infecciosas pueden agravar los cambios vegetativos Wow.

cacd7e06c3d5ca927c166d5b080bbeb9 - Distonía vegetovascular en niños, tratamiento y síntomas de la EVV en niños y adolescentes

Distonía vegetativo-vascular en niños

¿Cuáles son los síntomas de VSD?

La patología se manifiesta con mayor frecuencia durante los períodos de crecimiento activo del bebé; estos intervalos están asociados con el rápido desarrollo del sistema vegetativo. El dominio del tono del nervio vago tiene consecuencias clínicas.

Aquí hay una lista completa de los signos de la enfermedad:

  • falta de apetito por sobrepeso;
  • miedo a espacios cerrados y habitaciones tapadas;
  • disminución de la actividad del bebé;
  • timidez
  • intolerancia al frío
  • dolor abdominal inexplicable;
  • escalofrío
  • sensación de falta de aire;
  • suspiros constantes, "nudo en la garganta";
  • náusea;
  • reacciones alérgicas;
  • marmoleado de la piel;
  • trastornos vestibulares;
  • alto nivel de transpiración;
  • micción (frecuente), salivación excesiva;
  • hinchazón debajo de los ojos;
  • estreñimiento de naturaleza espástica.

También se observan fenómenos negativos en la región del corazón y los vasos sanguíneos. La presión arterial disminuye, la frecuencia cardíaca se vuelve más rara. Existe la ilusión de "aumentar" el tamaño del corazón.

Si el VSD se acompaña de simpaticotonía, vale la pena prestar atención a los siguientes síntomas:

  • reducción de la sensibilidad al dolor;
  • temperamento rápido;
  • cambiabilidad del estado de ánimo (labilidad);
  • atención distraída
  • sensación de calor, aumento de palpitaciones;
  • predisposición a afecciones neuróticas;
  • parestesia en las extremidades;
  • piel pálida, extremidades frías, dermografismo blanco;
  • fiebre no motivada;
  • poliuria

Clasificación de la distonía vegetativa-vascular en niños

Al hacer un diagnóstico de distonía vegetativo-vascular en niños, se tienen en cuenta una serie de criterios, que son decisivos para distinguir las formas del síndrome. De acuerdo con los signos etiológicos predominantes, la distonía vegetativo-vascular en los niños puede tener una naturaleza mixta psicógena (neurótica), infecciosa-tóxica, deshormonal, esencial (constitucional y hereditaria).

Dependiendo de la naturaleza de los trastornos autonómicos, se distinguen las variantes simpáticas, vagotónicas y mixtas de la distonía vegetativo-vascular en niños. Dada la prevalencia de reacciones autonómicas, la distonía vegetativa-vascular en los niños puede tener una forma generalizada, sistémica o local.

Según el enfoque sindromológico, en el curso de la distonía vegetativo-vascular en los niños hay síndromes cardíacos, respiratorios, neuróticos, un síndrome de termorregulación alterada, crisis vegetativo-vascular, etc. La gravedad de la distonía vegetativo-vascular en los niños puede ser leve , moderado y severo; por tipo de flujo: latente, permanente y paroxístico.

Diagnóstico de distonía vegetativo-vascular en niños

Para comprender por qué un conjunto de estudios es tan extenso en casos de sospecha de TIR en un adolescente, debe comprender qué tipo de diagnóstico es.

La disfunción del sistema vegetovascular en un plan sintomático se asemeja a enfermedades graves de los sistemas básicos del cuerpo. Por lo tanto, si sospecha un trastorno de este tipo, el médico, para eliminar el peligro, debe verificar todo, cualquier opción posible. Y solo después de que se prescribe el tratamiento.

A veces, la enfermedad se desarrolla en un ritmo tranquilo, pero también se producen crisis repentinas. Entre los signos de una crisis vagoinsular, cabe destacar la asfixia, la sudoración, las náuseas, la migraña, el blanqueo y un aumento de la presión arterial. La crisis suprarrenal sintomática se caracteriza por aumento de la micción, miedo a la muerte, fiebre, escalofríos, taquicardia y dolor de cabeza.

En presencia de estos signos del niño, es urgentemente necesario llevarlo a la clínica, donde lo examinarán los siguientes médicos:

Los médicos diagnostican la DVV después de descartar un posible daño orgánico de diferente naturaleza. Se prescriben una serie de estudios instrumentales: dopplerografía, reovasografía, reoencefalografía. Estos procedimientos ayudan a localizar el foco de la lesión: el sistema autónomo.

Los resultados del ECG se examinan cuidadosamente:

  • intervalo PQ acortado;
  • onda T aplanada;
  • ubicado debajo del nivel de isolina el segmento ST.

Los niños con distonía vegetativo-vascular necesitan la consulta de un pediatra, así como (de acuerdo con las principales causas y manifestaciones) un neurólogo pediátrico, pediatra cardiologista, endocrinólogo pediatra, gastroenterólogo pediatra, otorrinolaringólogo pediatra, oftalmólogo pediatra.

El tono autónomo inicial y la reactividad autónoma se evalúan analizando quejas subjetivas e indicadores objetivos: datos de ECG, monitorización Holter, pruebas ortostáticas, farmacológicas, etc.

Para evaluar el estado funcional del sistema nervioso central en niños con distonía vegetativo-vascular, se realizan EEG, REG, EchoEG y reovasografía.

Durante el diagnóstico, se excluye otra patología que tiene manifestaciones clínicas similares: reumatismo, endocarditis infecciosa, hipertensión arterial juvenil, asma bronquial, trastornos mentales, etc.

Predicción y prevención de la distonía vegetativo-vascular en niños.

La profilaxis constante, el diagnóstico oportuno y el tratamiento de los trastornos autonómicos pueden reducir o eliminar significativamente las manifestaciones de la distonía vegetativo-vascular en los niños. En el caso de un curso progresivo del síndrome en el futuro, los niños pueden desarrollar diversas patologías psicosomáticas que causan una mala adaptación física y psicológica del niño.

La prevención de la distonía vegetativo-vascular en los niños incluye la prevención de posibles factores de riesgo, medidas de restauración y armonización del desarrollo infantil. Los niños con distonía vegetativo-vascular deben registrarse con especialistas y recibir un tratamiento preventivo sistemático.

Tecnologías modernas de tratamiento.

La eficacia se logra combinando métodos profilácticos, farmacológicos y no farmacológicos. Antes de iniciar el tratamiento de la distonía vegetativo-vascular en niños, proteja a su bebé de situaciones estresantes. Deja de insultar, minimiza el impacto de la carga escolar. Amor y tranquilidad: eso es lo que debe reinar en la familia.

Las hierbas medicinales también pueden ayudar, pero aquí es necesario dar preferencia a las colecciones con un efecto sedante:

  • zamanikha;
  • eleuterococo;
  • Aralia
  • agripalma
  • ginseng
  • valeriana
  • a la izquierda
  • espino

Efecto terapéutico no farmacológico

La carga excesiva de medicamentos puede provocar problemas innecesarios en el cuerpo del niño. Por lo tanto, siempre vale la pena comenzar el tratamiento de la DVV en niños con métodos de exposición no farmacológicos. En realidad, esta terapia se considera básica. Se trata principalmente del cumplimiento del régimen:

  • camina al aire libre;
  • 9 horas de sueño
  • limitación de la carga de entrenamiento (las lecciones deben hacerse, pero los descansos se organizan entre su implementación);
  • fisioterapia;
  • dieta sana y equilibrada
  • psicoterapia
  • reducción del tiempo que un niño pasa cerca de una computadora y otros dispositivos electrónicos relacionados con los flujos de información (teléfono móvil, TV);
  • actividad física moderada;
  • tratamientos de agua;
  • masaje terapéutico y electroforesis;
  • lecciones de musica;
  • acupuntura

vegeto sosudistaya distoniya - Distonía vegetovascular en niños, tratamiento y síntomas de la EVV en niños y adolescentes

También se recomiendan medicamentos a base de hierbas: el uso de bálsamo de limón (una forma neurótica de la enfermedad) y manzanilla (malestar digestivo). Se considera que la fisioterapia eficaz es la electroforesis de bromo (se está procesando la región del collar) y el electrosueño.

Entre las disciplinas deportivas útiles destacan:

Tratamiento médico.

Los medicamentos no siempre son recetados por los médicos y solo en combinación con la exposición no farmacológica. Si el niño puede llevar una vida plena, los médicos recetan un complejo equilibrado de medicamentos.

Cuando la enfermedad progresa, el niño debe someterse a un examen médico, que incluye un endocrinólogo, psiquiatra, terapeuta, optometrista y neurólogo (para las niñas, se agrega un ginecólogo).

Se pueden recetar los siguientes medicamentos:

  • estimulantes circulatorios;
  • neuroprotectores;
  • antioxidantes
  • bloqueadores
  • antidepresivos
  • tranquilizantes

Todos los medicamentos son recetados por médicos individualmente. No existe un conjunto "universal" de medicamentos. Evite el autotratamiento de todas las formas posibles; esto puede tener consecuencias irreparables para la salud de su hijo.

Los antidepresivos y los tranquilizantes se prescriben solo como último recurso, el énfasis principal está en los sedantes.

Detonic - un medicamento único que ayuda a combatir la hipertensión en todas las etapas de su desarrollo.

Detonic para normalización de presión

El complejo efecto de los componentes vegetales de la droga. Detonic en las paredes de los vasos sanguíneos y el sistema nervioso autónomo contribuyen a una disminución rápida de la presión arterial. Además, este medicamento previene el desarrollo de la aterosclerosis, gracias a los componentes únicos que intervienen en la síntesis de lecitina, un aminoácido que regula el metabolismo del colesterol y evita la formación de placas ateroscleróticas.

Detonic Síndrome de abstinencia y no adictivo, ya que todos los componentes del producto son naturales.

Información detallada sobre Detonic se encuentra en la página del fabricante www.detonicnd.com.

Svetlana Borszavich

Médico general cardiologista, con trabajo activo en terapia, gastroenterología, cardiolgología, reumatología, inmunología con alergología.
Domina los métodos clínicos generales para el diagnóstico y tratamiento de enfermedades del corazón, así como electrocardiografía, ecocardiografía, monitoreo del cólera en un ECG y monitoreo diario de la presión arterial.
El complejo de tratamiento desarrollado por el autor ayuda significativamente con las lesiones cerebrovasculares y los trastornos metabólicos en el cerebro y las enfermedades vasculares: hipertensión y complicaciones causadas por la diabetes.
El autor es miembro de la Sociedad Europea de Terapeutas, participante habitual en conferencias y congresos científicos en el ámbito de la cardiolgía y medicina general. Ha participado repetidamente en un programa de investigación en una universidad privada de Japón en el campo de la medicina reconstructiva.

Detonic